VERGONZOZA ACTITUD DEL GOBIERNO FEDERAL ANTE DAMNIFICADOS POR “WILLA”: PEDRO HACES

  • CATEM trajo toneladas de ayuda a zona siniestrada

Tepic//Florentino Cordero
“Es una vergüenza”, espetó el líder de la Confederación Autónoma de Trabajadores y  Empleados de México (CATEM), senador Pedro Haces Barba, quien estuvo en Nayarit la tarde de este viernes. En conferencia de prensa se refirió al trato que el gobierno federal, encabezado por Enrique Peña Nieto, presidente del país, ha dado a los municipios afectados por el huracán ‘Willa’, incluso dijo ni siquiera ha venido a recorrer la zona siniestrada.

“Lo voy a decir, ¡es una vergüenza! y que se oiga fuerte… es una vergüenza. Los señores hondureños son seres humanos, el gobierno tiene la obligación de darles si van de paso alimentación, zapatos, lo que ustedes digan. Pero no puede estar hablando de los hermanos hondureños todo el tiempo y no voltear a ver a Nayarit. Ni siquiera tener la vergüenza de haber venido a Nayarit cuando la gente de Nayarit le dio su voto y ahora lo necesita”, declaró el Senador de Morena.

Mencionó Pedro Haces que este viernes iban a celebrar el ‘VI Congreso Estatal Ordinario de la CATEM’ y que en lugar de hacer una toma de protesta y un evento con mucha algarabía de los trabajadores agremiados en el estado, “hemos decido que toda esa gente que iba a estar en el evento vayamos juntos hoy a Tuxpan y a los municipios afectados. Vamos a llevar lo que hemos recabado en todo el país; ayuda que traemos en tráileres. Vamos a celebrar el cambio verdadero en Nayarit ayudando”, afirmó.

Franqueado en la conferencia de prensa por José Luis Ledezma y el líder estatal de la Federación Javier Delgado, el senador Haces Barba mencionó que su organismo representa el sindicalismo moderno para acabar pronto -dijo- es ese en donde ‘no se chingan a los trabajadores’, y hay un balance adecuado entre los intereses de los empresarios y los empleados. “CATEM  no defiende ni rateros, ni huevones; porque tiene que haber un equilibrio con el empresariado. Pero, si a un buen  trabajador lo despiden injustificadamente, personalmente me dirijo a donde sea, y voy a arreglar ese asunto. Tenemos que quitarle a las Juntas de Conciliación tanto `coyote’ que hay al rededor”, afirmó.

Solicitó que le den la oportunidad a Javier Delgado y a su comité. Anunció que son jóvenes los próximos líderes, y que él no va a quedarse 50 años en el cargo. Que hay que dar paso a las nuevas generaciones. De lo que llamó el sindicalismo moderno dijo llegó para no irse jamás.