QUE ME SIGA LA TAMBORA: ¡Tronó la bomba, para de labores en la UAN!

**Reflejo de la sociedad
**Para de labores en la UAN
**Cuello a los “aviadores”
**Ni ellos se tragan el cuento
**No jueguen con el dolor ajeno

LA UNIVERSIDAD EJEMPLO  de lo que muchas cosas no se deben de hacer, de lo que otras se deben de hacer, pero tal parece que nadie entiende los mensajes. Cuando se dice que las universidades son el reflejo de su sociedad, es para pensarse. No dejar pasar por alto y reflexionar crudamente sobre la situación que se viva. La UAN es un espejo de la sociedad nayarita. Analice las condiciones, compare con lo que ocurre en muros extrauniversitarios y se dará cuenta que parecen gemelos. Los tiempos actuales son de crisis. Se ve en todos los sectores, se siente en los de más abajo, mientras quienes gozan son los que están en los primeros sitios. Un estado donde hay corrupción, hay crisis, hay pérdida de valores, hay simulaciones adornadas con demagogia gubernamental y electoral. La opinión de un experto politólogo, expresada hace más de tres décadas, era de que cuando quieras conocer cómo vive una sociedad, ve el estado que tiene su universidad.

PARO DE LABORES, NO PAGAN, y el adeudo de millones de pesos en aguinaldos y sueldos ha desesperado a los sectores académicos y laborales de la UAN. Aunque el rector Ignacio Peña les aseguró que este martes se les iba a depositar su quincena, casi a finales de enero la primera parte y en febrero la segunda parte de su aguinaldo, eso no contuvo el enojo de quienes decidieron hacer su protesta al estilo de brazos caídos. Esa fue la orden que les dieron a los dirigentes del SETUAN y del SPAUAN la mayoría de los agremiados. Ya estuvo bueno que puras palabras y promesas y no se nos cumple. El aguinaldo deberían haberlo pagado hace un mes y prometen pagarlo dos meses después. Tronó la bomba y comienzan las protestas. A ver en qué para.

PARECE QUE UAN SIN AVIADORES es como un taco sin sal. Como que se animan. Como que no. La obligación de las autoridades rectorales es darle cuello a esos que sangran la economía universitaria. Tema del que todo mundo habla y hace referencia, pero no se ven acciones. Tampoco hay que ser infantiles para creer que acabando con aviadores ya se va a ver otra UAN, el asunto es más serio y profundo de lo que parece porque primeramente hay que deshacerse de esos pilotos, que no va a ser fácil, no de la noche a la mañana. Se quiere implementar que no se les dé chamba en otras dependencias para obligarlos a renunciar. Hay muchos ofendidos que reclaman sus derechos y ponen de frente su capacidad para estar en un mismo sitio, a la misma hora. Primero van a caer habladores, exigentes de limpieza y hasta revolucionarios que los mismos aviadores. El pleito no es la talega, es el control y el manoseo del que se puede sacar provecho.

LOS NEGOCIOS DE LA CONSTRUCCIÓN se siguen dando en esferas gubernamentales y los ganones son quienes tienen el control. Las mañosadas de hacer un circo para que se entreguen las obras limpiamente, ni ellos se tragan ese cuento. Los constructores y sus organizaciones de membrete, son cómplices y se prestan a esos sucios juegos porque todo mundo va en la polla. Los que protestan y denuncian y acusan de que siguen las mismas prácticas, solamente que ahora las disfrazan un poquito más, son los que se quedan afuera por falta de recurso o por falta de amiguismos. Tal parece que el negocio de la corrupción va a seguir siendo el number one porque deja a propios y extraños. Y de la lucha contra ellos, se hace porque no les toca tajada o porque usan el tema como demagogia de gobierno. ¡Pillines!

EL DOLOR DE NO SABER LA UBICACIÓN  de sus cuerpos, de no saber el paradero de sus familiares que por una causa u otra fueron “levantados” o desaparecidos, es lo que ha impulsado a muchas familias a organizarse y buscar por su cuenta datos y señales para localizar a sus seres queridos. Lo más triste, es que  asoma la inexperiencia y la falta de capacitación de las autoridades correspondientes en eso de tratar con restos humanos. En el municipio de Xalisco fueron halladas más de las llamadas “narcofosas” y hasta el último conteo extraoficial, la suma llegaba a los 32 y parece que hay más. De todos ellos se desconocen sus relaciones con quienes buscan encontrarlos para darles cristiana sepultura. El grito más doloroso de ellos, es que el gobierno poco o nada hace para apoyarlos. Se sienten solos. Su percepción afecta en todas direcciones porque esperaban un hombro solidario y no lo encontraron, pero primero están hallando muchos cuerpos o restos, con la esperanza que se trate de sus parientes. Habrá quienes quieran justificar la falta de respaldo diciendo que se dedicaban a actividades delictivas. Eso se juzga aparte. No jueguen con el dolor ajeno.

Un beso sin bigote, un taco sin sal, es como la UAN sin aviadores, QUE ME SIGA LA TAMBORA.

 

0 Comments Join the Conversation →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *