PRESERVA DOMINGO BEJARANO GUTIÉRREZ LA PRODUCCIÓN DE PUROS EN COMPOSTELA

Honra el legado de su Padre

**Tras la desaparición de la Cooperativa “La Nayarita”, su extinto padre Don Domingo tuvo que instalar su propia factoría denominada “Tabacos la Fama”, en calle Hidalgo y Rosales, en cuyo domicilio continuó produciendo puros de manera artesanal y de excelente calidad, lo cual le permitió tener un amplio mercado en los estados de Colima, Jalisco, Sinaloa, Sonora, Baja California, Chihuahua, Nuevo León, Tamaulipas y USA, actividad que ejerció hasta febrero del año de 2014, fecha en que murió

Compostela//Antonio Siordia (Donkey)
La ciudad de Compostela durante muchos años tuvo fama por sus fábricas de puros y cigarros, pues se contaba con la producción de buen tabaco en las comunidades de la Costa de Chila y buen mercado que abarcaba desde Nayarit y el noroeste de Baja California, así como los estados de Jalisco y Colima.

Don Domingo Bejarano Cruz fue uno de los impulsores de esta actividad en la Señorial Histórica y Colonial Ciudad, integrante de la dinastía purera que surgió en los años 30s.
El hoy extinto Bejarano Cruz fue socio fundador de ”La Nayarita”, Sociedad Cooperativa de Producción Purera, que se ubicaba por la calle Hidalgo, entre General Rocha y Leandro Valle, que fue la última que dejó de operar por las excesivas cargas fiscales y problemas obrero patronales.

Tras la desaparición de la citada Cooperativa, Don Domingo tuvo que instalar su propia factoría denominada “Tabacos la Fama”, en calle Hidalgo y Rosales, en cuyo domicilio continuó con la producción de puros de manera artesanal y de excelente calidad hasta febrero del año de 2014, fecha en que murió.

Su legado que dejó sigue distinguiendo a Compostela en allende las fronteras, pues con su actividad don Domingo logró mantener la denominación de Compostela, como Ciudad Purera y así sigue siendo reconocida por propios y extraños.

De igual forma, en los años 70s, en reconocimiento a ello, el equipo béisbol local trascendió a la fama como “Pureros de Compostela”, cuyo título mantiene vigente, aunque hubo algunos desquehacerados que, desconociendo la historia de Compostela, quisieron borrar este distintivo por “Talabarteros de Compostela”, lo cual no gustó a los aficionados al Rey de los Deportes, entre ellos a Don Domingo Bejarano, que nunca aceptó dicha imposición, por considerar que el equipo de casa perdía su esencia y desde luego su historia desde su creación, pues como Pureros no solo hicieron destacar su participación en la Liga de Béisbol Invernal del Noroeste, sino también difundieron la producción purera y en la que “Tabacos la Fama” jugó un papel preponderante en el desarrollo económico de Compostela.
Hoy la factoría del extinto purero, ubicada en su nuevo domicilio de Rosales y Jiménez, continúa activa bajo la directriz de su hijo, Domingo Bejarano Gutiérrez, quien ha sabido honrar la memoria de su padre, poniendo su mayor esfuerzo para que el nombre de Tabacos La Fama siga siendo el epicentro de esta actividad que distingue a Compostela, por lo que en este lugar podrán encontrar excelentes puros artesanales.

Cabe destacar que Bejarano Cruz fue uno de los productores de puros más destacados a nivel nacional e internacional, por la calidad que siempre ofertó a su extensa clientela, en la cual figuraba la clase política, entre ellos Don Gilberto Flores Muñoz, gobernadores y presidentes de la República, senadores y diputados federales e incluso el extinto Fidel Castro, ex presidente de Cuba.