El Checo Pérez busca sus primeros puntos del año

La temporada de Fórmula 1 2018 ha empezado hace poco más de un mes pero ya está caliente.

 

Ciudad de México – La lucha para los lugares de la cumbre de la clasificación es intensa y se prevé una batalla larga entre Sebastian Vettel y Lewis Hamilton para el título de campeón del año. Ambos pilotos son los claros favoritos de cara al campeonato de este año y todo apunta  a que será una lucha muy entretenida y continua, probablemente hasta el último gran premio, es decir el de Abu Dhabi, que tendrá lugar el 25 de noviembre.

 

En este panorama, el piloto mexicano Sergio Pérez se encuentra todavía a 0 puntos después de haber terminado las primeras tres carreras respectivamente al lugar número 11, 16 y 12. El Checo, gran esperanza de México en un deporte en el que históricamente no dispuso de grandes campeones, intentará cuanto antes salir de dudas y la ocasión del Gran Premio de Azerbaiyán, es sin duda una de las mejores a su alcance.

 

Eso porque estamos hablando de un circuito en el que el piloto mexicano siempre se encontró a gusto desde que se compite en ello. Después de haber realizado uno de sus peores arranques de siempre en el mundial, algo que pasó solamente en 2011 y en 2016, Pérez intentará aprovechar de su pasado afortunado en el circuito de Bakú para poder sumar algún punto y mover la tabla. Muchos recordarán, de hecho, como el mexicano se lució delante de todo el mundo en el GP de Azerbaiyán de 2016, cuando tras un carrerón muy vertiginoso logró llegar tercero, un resultado que hasta el momento sigue siendo el mejor para él. En total, 7 han sido las carreras en las que el mexicano ha terminado en el podio, y se trata exclusivamente de terceros puestos.

 

Su mejor temporada, de hecho, remonta a la de 2016, cuando consiguió llegar tercero no solamente en Bakú sino que también en Mónaco, uno de los circuitos más atrevidos y peculiares del campeonato. El récord de puntos de Pérez sigue siendo el de hace dos temporadas, cuando terminó con 101 puntos, uno más que la temporada anterior. Hasta ahora poco afortunado, el piloto latino necesita una sacudida para poder conseguir mejorar no solamente su posición en la tabla cuanto sobre todo para despertar anímicamente y poder aspirar a un año mejor desde el punto de vista de los resultados.

La carrera de Bakú, uno de los circuitos más rápidos del calendario, se antoja perfecta para el piloto de la Force India, un coche con alma de eterno proyecto que sin embargo no ha acabado de convencer. El último mexicano en competir a altos niveles, treinta años después de Héctor Alonso Rebaque, busca la vuelta de tuerca de una temporada que ha empezado mal. “Me encanta el desafío de las pistas urbanas” dijo Pérez, que recuerda con cariño las hazañas de hace dos años en los dos circuitos de Bakú y de Mónaco, cuando llegó tercero. Quizás haya llegado, por fin, su momento.