Periodico Express de Nayarit
Inicio

Derrumbes en carretera Amatlán - Ahuacatlán molestan a choferes

2013 / 07 / 15

Ahuacatlán-Amatlán//Francisco J. Nieves .- Desplazarse sobre la carretera Ahuacatlán-Amatlán de Cañas no es muy cómodo. Hay que sortear todos los obstáculos que se van presentando en el camino: Pavimento húmedo, resbaladizo, curvas pronunciadas, derrumbes, y en fin; pero en resumidas cuentas, los riesgos de sufrir un accidente están latentes durante todo el trayecto.

Así por ejemplo, el primer punto que habría que tomar en cuenta es la Curva de la colonia El Cerrito, si se parte de la cabecera municipal de Ahuacatlán. Luego, si el conductor no conoce bien la carretera puede sufrir alguna avería en el accidentado tope que se encuentra poco antes del entronque con el camino viejo que conduce a La Ciénega.

El siguiente riesgo que se corre es en la Curva del Arca de Noé; pero de ahí en adelante corren el peligro de “toparse” de pronto con algún deslave, como consecuencia de las lluvias.

En adelante, los conductores se ven obligados a desplazarse sorteando una gran cantidad de curvas, desde la zona del Coastecomate, pasando por Los Altos de Pineda, hasta que inicia el descenso en la región de El Mirador…

Y si por suerte logran llegar con bien a La Barranca del Oro se presenta entonces otro agravante: Los múltiples y peligrosísimo baches que inundan la carretera.

Y, efectivamente, desde La Barranca del Oro, pasando por El Rosario, La Estancia de los López hasta llegar a Amatlán de Cañas, la carretera está llena de baches; a la izquierda o a la derecha, por el centro o por la orillas, ¡por donde sea existen baches!.

Resulta muy difícil para los automovilistas esquivar todos los baches que existen sobre ese tramo, pues si acaso logran evadir uno o dos, al virar a cualquiera de los lados seguro es que cae en algún otro hoyanco.

Por esta razón, no son pocos los conductores que piden a las autoridades pongan atención a este problema, ¡antes de que ocurra una desgracia!